lunes, 6 de octubre de 2008

PLC para interconexión de dispositivos dentro del hogar


El PLC ha sido una de las tecnologías más prometedoras para el acceso a Internet de banda ancha, pero como otras muchas innovaciones tecnológicas, sus limitaciones técnicas y económicas las han convertido en tecnologías de "nichos". La distribución de datos a través de líneas eléctricas es muy utilizada desde hace años para teleoperación y telecontrol por las operadoras de energía eléctrica y la comunicación de distintos dispositivos domóticos en edificos (por ejemplo, sistemas de control de la iluminación o de persianas). Estas aplicaciones domóticas a través de la red eléctrica de baja tensión requieren una baja tasa de transmisión de datos, por lo que no son tan susceptibles a interferencias como las aplicaciones que requieren transferir grandes volúmenes de datos.
En la actualidad, la conexión inalámbrica (en concreto Wi-Fi) es la más utilizada dentro de las viviendas para conectar los ordenadores y resto de aparatos de la casa. Sin embargo, HomePlug está empezando a ser empleada en estos escenarios; sobre todo cuando por problemas de distancia o exceso de paredes u obstáculos, donde Wi-Fi no conecta bien. En este caso, HomePlug sólo requiere que haya un enchufe cercano al dispositivo a conectar. La velocidad dependerá de la instalación eléctrica de la casa, aunque actualmente es menor que la de Wi-Fi. La velocidad máxima es de 14 Mbs (especificación 1.0 de HomePlug), los cuales se ven reducidos para datos reales por el envío de datos de control (entre otros los necesarios para la encriptación de los mensajes). En el futuro alcanzará los 100 Mbps. Sin embargo, los 14 Mbps son suficientes para la distribución de datos multimedia, ya que los canales de vídeo actuales ocupan unos 3-5 Mbps.
Telefónica, ONO y otros operadores españoles, ofrecen adaptadores PLC-Ethernet para enlazar su conexión a Internet o televisión digital. El precio del adaptador HomePlug -superior a los 40 €- es alrededor del doble de un adaptador Wi-Fi. Si se anima a probar este tipo de conexión, debe tener en cuenta que hay que comprar un mínimo de dos adaptadores, el del router y el del ordenador o decodificador de televisión digital de destino. Existen adaptadores que incorporan un enchufe eléctrico estándar, por lo que no se ocupa el enchufe eléctrico al que se conecta, pudiéndose utilizar para conectar cualquier otro dispositivo eléctrico. Es muy recomendable comprar los dos dispositivos al mismo fabricante para evitar problemas de incompatibilidades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada